ANIMACIÓN 2D y 3D

Estos vídeos tienen una gran aceptación, ya que resultan muy útiles para expresar conceptos complejos. La presencia de personajes animados dota de mucha fuerza y credibilidad al mensaje que se transmite.

En cuanto a PRL y/o formación, son de gran utilidad cuando no resulta viable llevar a cabo una grabación en imagen real, bien por las dificultades y/o riesgos que pueda suponer, bien porque pueda incidir de forma negativa al desarrollo de las actividades que se realizan de manera habitual en el lugar en cuestión. 

Asimismo, es una manera muy efectiva para ciertos aspectos de la comunicación corporativa, como adelantar la visualización de un proyecto que no esté finalizado, o dirigirse a los más jóvenes para algún tipo de explicación.